sábado, 21 de febrero de 2009

Algunos de mis tesoros...

En el departamento tengo un baúl de madera con la maqueta de un velero puesta encima. Allí, guardo mi historia. Cada tanto lo abro pare revisar lo que he ido guardando allí y, si la ocasión lo amerita, guardar algún nuevo tesoro. Algunas de las cosas que allí se pueden encontrar son...


... entradas al cine cuando ir costaba menos de un dólar...


... la libreta de ahorros de un banco que ya no existe (Banco de Santiago se fusionó con el Santander hace ya varios años; el jueves pasé al Santander a ver si mis 740 pesos de saldo el año '87 se habrían transformado en un par de millones por los intereses.)...


... recortes de periódico con alguna fiesta a la que fuí...


... las notas del colegio...


... y mis muelas del juicio: recuerdo que me sacaron las dos el mismo día y el dentista me miró raro porque se las pedí de recuerdo (eran carne de mi carne, no las podía dejar botadas por allí).

Pero de todos mis tesoros, los mejores los tengo colgados del muro en la entrada del departamento:



... las banderas que yo arrié personalmente y todas las historias que encierran. Me gusta verlas, siempre logran abrigarme y hacerme sonreir.

2 comentarios:

Silvia Beatriz Giordano© dijo...

Me encantó lo que hay el en baúl. Después de leer tanto poema de abandono y tristezas, fue una brisa fresca que me hizo sonreír.

xwoman dijo...

huy todos tenemos tesoritos guardados por aquí o por allá! snif..
Me encantó este post!!

y qué más hay y no nos quieres mostrar, ehhh!?

;)