martes, 6 de diciembre de 2011

Cuando menos, es más.

Leon Tolstoi era un gran enemigo de las frases hechas y el uso de palabras inútiles; un ejemplo de ello es lo ocurrido cuando fue invitado por un director de escuela a visitar las clases de composición literaria.

El director, todo alborotado por tan insigne visita, propuso como tema de redacción a los niños escribir sobre el Mar. Ellos, ansiosos, se pusieron manos a la obra y cuando terminaron el director les invitó a leer algunas composiciones.


Los niños orgullosos, uno tras otro, recitaban acerca de "las juguetonas y espumosas olas", "la anchura insondable del mar que invitaba a la meditación”, y frases similares. El director de la escuela no podía contener su gozo ante semejante demostración de destreza literaria, hasta que llegó el turno de una niña que simplemente dijo "El mar es.... Grande".

El director se descompuso, no sabía que cara poner y estaba empezando a murmurar disculpas a la vez que regañaba a la niña cuando Tolstoi le interrumpió...
- Entre todas estas máquinas de recitar, esta niña ha sido la única que ha captado y sentido la verdadera esencia del mar.

miércoles, 30 de noviembre de 2011

Oj oj oj...

¡Listo! comprobado que con MacJournal puedo publicar texto, fotos y un par de cosas más directamente aquí sin tener que entrar al blog lo que es un agrado ya que es latero eso de escribir en una parte y luego tener que hacer copy paste en otro lado. ¿Le gusta la idea de ahorrarse la entrada al blog para publicar pero no tiene Mac? pruebe con Scribefire , es una extensión para Chrome (también existe para Safari) que permite “bloggear” sin estar logueado en el blog ¿un plus? sirve para Blogger, Live Journal y Word Press entre otros.

Otra prueba....

maitena-2011-11-30-19-27.JPG

Y se fue noviembre...

... y me pilla probando una aplicación nueva, Mac Journal: se supone que desde acá puedo publicar en el blog... así que ya saben qué es esto... adivinaron, una prueba ¡pucha que son clever ustedes oye!

martes, 11 de octubre de 2011

Tatuajes: Buscando lo perdurable

"Nacho me estaba hablando de sus vacaciones en tres continentes, de los quince países que ha visitado, y de la chica filipina que conoció no sé dónde, que es "superguay y supermona y muy católica, no se crea". Entonces tragó saliva y soltó:

-Me he hecho un tatuaje…

-¿Dónde?

-En Corea.

-Digo que en qué parte del cuerpo.

Se remangó la camisa, y casi a la altura del hombro había un nombre femenino sobre una manzana, y a manera de orla, unas letras...

-Es tagalo.

-Ya ¿y qué significa?

-¿Y a usted qué le importa?

El tatuaje era de los de verdad, de los que valen cinco papeles y sólo se borran con "una operación a base de láser, tío, que yo no me la hago ni harto de vino". Terminada nuestra conversación fui a desahogarme con Heinz Kloster, que fue pirata a finales del siglo dieciocho y está más tatuado que un caldero de Toledo. Le pregunté el porqué de esta moda, ahora, en pleno siglo XXI

No te confundas, muchacho –me respondió–. El tatuaje no es una moda ni lo será jamás. "Moda", por definición, es lo que cambia, lo efímero. El tatuaje es lo permanente, lo que dura hasta la tumba. Agarró el vaso de ron y se me puso nostálgico:

-Cuando yo navegaba, allá por el mil setecientos y pico, el tatuaje era lo único que no te robaban los años: te acompañaba a la gloria o a la horca. Era el salvoconducto que te abría las puertas de todas las tabernas, tu carné de identidad, tu currículum vitae y tu tarjeta de crédito; tu fe de vida, tu certificado de penales y de mala conducta. El tatuaje era también un aviso para navegantes, una amenaza para cortesanos, y, para quien lo portaba en su pellejo, un souvenir de quién sabe qué lejanos puertos y hazañas. A muchos de nosotros se nos conocía sólo por el tatuaje: "¡Ha llegado el de la sirena tuerta", decían…! Yo mismo me identificaba así. Incluso llegué a olvidar mi nombre: ¡Qué tiempos, amigo mío!

-Pero, ¿por qué han reaparecido ahora?

-Por eso, muchacho, por eso… Porque son para siempre. Son lo único perdurable. El que se hace un tatuaje sabe que no está siguiendo una moda; está comprometiendo su futuro en una ceremonia de sangre y ron.

Heinz Kloster se metió un lingotazo en el esófago, y continuó:

-Éste es un siglo cobarde…, y la culpa es de tu generación. Habéis llenado de canguelo los calzones de los chavales, y ahora tienen miedo a ser jóvenes, o sea, a jugarse la vida… Les habéis explicado que para ser libres hay que huir de todo compromiso. Les habéis dicho que no se aten a nada ni a nadie; que hay que amar pero sin papeles, que es preciso conservar siempre abierta una escotilla en la retaguardia para escabullirse si algo sale mal. ¡Vivid al día! –les dijisteis– ¡Carpe diem!, gozad del placer de este instante, no sea que mañana esté vacía la nevera. No tengáis hijos: os encadenarán. No hagáis promesas: la vida es muy larga. No os caséis en serio: disfrutad del sexo light... Les habéis hecho creer que la libertad consiste en imitar a las gaviotas, que cambian de pareja en cada marea y se alimentan de carroña y chapapote. Habéis inventado un matrimonio trivial y quebradizo como la terracota, que se deshace al primer conflicto. Para colmo lo habéis hecho obligatorio… Ya ni siquiera existe el derecho a entregar la vida entera, a lanzarse sin red a la aventura del amor. Quien lo haga será considerado un enfermo o un talibán.

-Oye, que yo no…

-Los habéis condenado al egoísmo crónico, a la vida sin sangre ni sustancia y, en último término, a la soledad. ¿Y me preguntas por qué se hacen tatuajes? Para que la palabra "siempre" tenga algún significado.

-Así que tú estás a favor…

-Ni a favor ni en contra. La vuelta de los tatuajes demuestra que la naturaleza humana no ha cambiado: necesita ejercer ese supremo acto de libertad que nos asimila a Dios porque nos hace eternos… El hombre exige el derecho a comprometerse, y a decir "para siempre: hasta la muerte".

Ya digo, el pobre Kloster estaba un poco borracho. Me miró desde lo alto del óleo que colgaba encima de la chimenea del salón y se quedó inmóvil, con la vista perdida en el reloj de cuco..."

 *Escrito por Enrique Monasterio en julio del 2007

jueves, 1 de septiembre de 2011

¿Estamos viejos?

Ando en plan limpieza, al menos del computador, y en esos trámites estaba cuando encontré algo que tengo guardado en una carpeta que se llama "PERSONAL" y me arrancó más de una sonrisa... ¿será porqué estoy "vieja"? ;)

"La mayoría de la gente que entró a las universidades el año pasado nació en 1983. En ese tiempo tú ya sabías multiplicar, dividir y hasta resolvías ecuaciones. Ellos no tienen recuerdos significativos de la "Era de Reagan" y nunca se enteraron de que alguien le hubiera disparado. Eran pre-púberes cuando se libró la guerra del Golfo. El lunes negro de la bolsa de valores, en 1987, les es igual de importante que la gran depresión de 1929, y para ellos ha existido solamente un Papa que ha durado toda la vida.

Nunca cantaron "we are the world, we are the children", y cuando García Márquez ganó el Nobel ni siquiera sabían leer.

Tenían 8 años cuando la Unión Soviética se desintegró. No se acuerdan de la Guerra Fría y conocen una sola Alemania, aunque en el colegio les hayan contado que hubo dos. Son demasiado jóvenes para acordarse de la explosión del transbordador espacial "Challenger", y probablemente nunca sabrán que fue el "Desafío Pepsi". Para ellos, el sida ha existido toda la vida. No alcanzaron a jugar con el Atari.... el CD entró al mercado cuando no tenían ni un año de vida... nunca tuvieron un tocadiscos.... y nunca jugaron Pac-Man. Star-Wars se les hace bastante falso, y los efectos especiales les parecen patéticos.

Muchos de ellos no saben, o no recuerdan, que los televisores sólo tenían 13 canales y una "U", y se cambiaban con perilla; más aún, incluso algunos no han visto nunca un televisor en blanco y negro. No pueden explicarse siquiera lo que es ver la tele sin un control remoto. Nacieron tres años después que la Sony puso a la venta el Walkman, y para ellos los patines siempre han tenido las ruedas en línea.

Y ni hablemos de la normalidad con la que ven un teléfono celular o una PC. Puede que nunca hayan visto Plaza Sésamo, El Tesoro del Saber, Perdidos en el Espacio o El Llanero Solitario. Nunca se meten a nadar pensando en "Tiburón"... Michael Jackson siempre ha sido blanco... ¿y cómo van a creer que Travolta pudo bailar con esa panza?...

Nunca oyeron las siguientes expresiones: "El avión, jefe, el avión"... o "Abuelito dime tú". No recuerdan quien era la Mujer Maravilla, ni tampoco recuerdan quién era El hombre nuclear, La mujer biónica, o el General de los Dukes de Hazard (¿Hazard?... ¿qué es eso?)... Creen que "El crucero del amor" sale de Miami cargado de lunamieleros... que los "Angeles de Charlie" es un estreno" cinematográfico y que cuando se les habla de "chips" pensarán en las papas para acompañar el almuerzo...

Recuerda que toda esta gente entró a la Universidad el año pasado... ellos son los jóvenes ahora...

Síntomas de que te estás poniendo viejo:

1.- Cuando entiendes el texto anterior y sonríes...
2.- Cuando, siendo hombre, por fin eres capaz de decirle que NO a una mujer sin remordimientos.
3.- Cuando, siendo mujer, por fin eres capaz de decirle que SI a un hombre.... y sin remordimientos.
4.- Cuando haces deporte y, orgulloso, le cuentas a todo el mundo que lo haces.
5.- Cuando hay remedios en la mesa de noche.
6.- Cuando la virginidad hace tiempo que ya no es tema de conversación.
7.- Cuando los niños con quienes, hasta hace poco, tenías cierta complicidad, ahora te dicen "señor", te tratan de usted... o, peor aún, te dicen "tío".
8.- Cuando necesitas mucho más tiempo que una mañana para recuperarte de una trasnochada.
9.- Cuando tú mismo cuelgas la toalla después de ducharte.
10.- Cuando te molesta que otro deje la pasta de dientes destapada.
11.- Cuando tus amigos se casan sin estar apurados.
12.- Cuando tus primos chicos te piden cigarros.
13.- Cuando tus sobrinos saben más que tú de computación.
14.- Cuando vas a la playa y puedes pasar todo el día sin bañarte en el mar.
15.- Cuando ves los partidos y conciertos por la tele, en vez de ir a verlos en vivo.
16.- Cuando vuelves a llevar regalo a los cumpleaños... igual que cuando eras chico.
17.- Cuando, para hacer deporte, compras ropa que te tape en vez de mostrar.
18.- Cuando prefieres ver a un amigo que hablar con el durante hoooooooras por teléfono.
19.- Cuando ya sabes lo que quieres.
20.-Cuando, después de leer esto, decides enviarlo a un amigo que seguro le va a gustar", (o decides publicarlo en tu blog, añado yo).

*Ni idea quién lo habrá escrito, si por casualidad aparece su autor por estos lares y le molesta que lo tenga aquí publicado, por favor me avisa para sacarlo.

martes, 31 de mayo de 2011

El mejor descubrimiento en meses: Pinterest

Muy seguido nos pasa que, navegando en la red, encontramos alguna idea que nos gustaría copiar o algo que nos gustaría comprar más adelante; luego, a nuestro pesar, no recordamos dónde lo vimos y nos volvemos locos haciendo "click click click" tratando de encontrarlo (sin éxito).

Para guardar links de manera ordenada y muy bonita, encontré Pinterest, una red social dónde se dispone de un espacio particular dónde "guardar" las cosas que nos gustan: la receta del mejor mousse de chocolate, el sofá perfecto para tu casa, el punto diferente para tu próximo tejido, el video que te gustó o el blog que te gusta leer todas las semanas... ¡todo lo que pilles en la red!

Todos los contenidos guardan su link de origen y se puede acceder a ellos facilmente por un sólo click, y se guardan en "tableros" creados por uno con la temática que se quiera.

Pinterest es el reino de los "I like", de las preferencias y los deseos, y de los "Repin": basta un click y podrás guardar el contenido de algún otro en alguno de tus tableros.



(De momento, Pinterest funciona por invitación.)

jueves, 26 de mayo de 2011

¿Encierro o polvareda?

Leo que murió Huguette Clark y, más allá de los millones que pueda haber tenido o no, no dejo de preguntarme que puede haberla impulsado a encerrarse en su propio mundo y perder todo contacto con la "realidad"... Realidad... ¿qué es la realidad?

Dice la RAE: 
realidad.
1. f. Existencia real y efectiva de algo.
De acuerdo a eso, Huguette no perdió contacto con la realidad entonces, por mucho que no haya salido de su casa desde los 25 años aproximadamente, lo que no sería nada si hubiera muerto a los 26 ó 27 pero son bastantes considerando que murió a los 104 años... más de 75 años sin salir a la calle, a lo más, un viaje al hospital dónde pasó los últimos 22 años de su vida por decisión propia, en una habitación rodeada de su colección de muñecas francesas y sin recibir visitas de nadie.... (no tuvo hijos).

Más allá de la soledad en que haya muerto, me llama la atención el porqué de su decisión y a esa edad, 25 años se es joven aún, y no puedo evitar preguntarme ¿qué tan mal lo pasó para querer esconderse así del mundo?

Huguette se casó a los 22 años y se divorció poco después; luego, desapareció de la vida social y vivió con su madre hasta que ella murió para luego quedar sola, con sus muñecas (todas francesas, compradas en Au Nain Bleu) y un par de personas de su confianza (chofer, ama de llaves, secretaria) como compañía, y sin tener contacto con su familia u otras personas.

Me imagino en su lugar: divorciada a los 23 años y con varios millones de dólares en la cuenta del banco ¿qué habría hecho? viajar, definitivamente viajar, recorrer el mundo. De acuerdo que eran otros tiempos, pero en 1930 una mujer ya podía ser independiente, sobre todo si tenía los medios económicos para hacerlo; tal vez levantaría algo de polvareda, pero si la opción era quedarme encerrada en mi casa, no tengo dudas sobre qué habría escogido yo: la polvareda.
Enhanced by Zemanta

miércoles, 25 de mayo de 2011

El libro de oro de la mujer: secretos de tocador

Memoria Chilena es de esos sitios que siempre sorprenden por lo entretenido y la cantidad de "rincones" dónde poder escarbar y encontrar cosas interesantes que cuentan nuestra forma de ser a través de los años.

Dentro de sus diferentes secciones hay muchos libros que se pueden bajar gratuitamente en formato PDF, y es de uno de esos libros que copio algunas líneas que, en su momento, han de haber tenido gran vigencia pero que hoy día más parecen el libreto de algún humorista. La "joyita" (y de verdad lo es) se llama "El libro de oro de la mujer: secretos de tocador" y es 100% recomendable si usted es de esas personas que tiene curiosidad por saber cómo se vivía a principios de 1900 en una lejano país llamado Chile.

Sobre cómo debe ser el tocador de una dama:
… ha de ser una pieza confortable que llene las condiciones requeridas para cumplir debidamente con los preceptos de la higiene. Esta pieza deberá ser de dimensiones convenientes, con luz y aire suficiente y con chimenea para poderla tener a buena temperatura. A falta de chimenea, la estufa. Las paredes aparecerán cubiertas con tela o papel de tonos claros. Pueden utilizarse telas especiales como el raso, el terciopelo, la seda, aunque son excesivamente caras para el objeto; la cretona resulta un poco fría y los guipures y muselinas, sobre transparentes de color, sólo convienen al tocador de las muy jóvenes; no dice bien una señora ya de respeto, de cabellos plateados, en este marco alegre más bien propio para encuadrar un nido virginal.
Sobre el tocador los frascos, de distinto tamaño o todos iguales, según el gusto, con perfumes, vinagrillos de toilette, lociones refrescantes, astringentes para el rostro; con las leches y pomadas de almendra, de vaselina, de pepino, pastas dentífricas, polvos, piedra pómez en polvo, jabón, etc.


Sobre el paño de la mesita irá el juego de cepillos de ébano, marfil, plata, oro, concha, según el gusto y la opulencia, aconsejamos no grabar cifras ni emblemas en relieve sobre los cepillos para evitar dañar el pelo, y aunque en los cepillos de ropa pudiera hacerse, es más elegante la armonía. El juego se compone de dos cepillos de cabeza, uno duro, el otro más blando y más largo; dos cepillos o brochas para los polvos de la cara, de los brazos y escote, dos cepillos para la ropa, un cepillo suave para las sedas y otro para el sombrero; además de un frasco de polvos para los guantes con un juego de baquetas para abrirlos, un calzador, un abrochador para las botas y otro pequeño para los guantes, el estuche con las diversas piezas para el cuidado de las uñas, las cajas para polvos, cosméticos, afeites y pomadas de belleza: una cajita para guardar los peines, los alfileres, una rociador, un vaporizador, etc…


En un ángulo, sobre una mesita ligera se encuentran los hierros y tenacillas de diversas formas y el infiernillo de alcohol para calentarlos. Las esponjas, colgadas y disimuladas en un rincón, y las toallas extendidas en la percha para que se sequen.
Sobre la ventilación que debe tener el tocador:
Podrán tenerse plantas verdes y ellas acreditarán que la ventilación es suficiente si viven allí sin marchitarse y sin que sea necesario sacarlas del gabinete; pero si las plantas se amustian, es señal evidente de que el aire es insuficiente, que los gases, los perfumes, desprendidos las ahogan y el aire es irrespirable; preciso será entonces dar al cuarto una mayor ventilación
Sobre la utilidad del espejo (esto no pierde vigencia)
El espejo es el amigo sincero que ni adula ni miente; él refleja inexorablemente lo que se le pone delante, sonríe amoroso a la belleza que en él se contempla y llora con la que no ve, al mirarse, más que una ruina lastimosa.
Es preciso saber mirarse al espejo; es precioso recibir las lecciones que no da, aplicar el remedio allí dónde nos señala el mal y no desantender ninguna de sus sabias advertencias, aunque éstas sean a veces crueles y dolorosas; pero son siempre sinceras.

"Momentos solitarios" (no se salten la parte dónde hablan de limpiarse el trasero con papel de diario...)
A pesar de nuestro vehemente deseo de espiritualizarnos, la naturaleza humana está sujeta a ciertas necesidades materiales y que nada tienen de poéticas.

la regularidad de estas funciones es condición indispensable para la salud y la higiene, y por lo tanto para la belleza; cuando la naturaleza se rebela, la tez palidece, sobreviene el malestar u el organismo se resiente.

Preciso es acostumbrar el cuerpo y forzar la voluntad para cumplir con esas leyes naturales todos los días y a la misma hora; la higiene lo manda, como manda cuidarse de los golpes de aire, que pueden ocasionar la neuralgia uterina, y no emplear sino papel higiénico o de toilette, pies el papel de diario contiene por la tinta de imprenta materias ofensivas e irritantes que pueden causar lesiones.
(Son este tipo de cosas que me hacen adorar la historia).

martes, 24 de mayo de 2011

Lush, uno de mis vicios

Uno de los mejores panoramas cuando toca salir de tiendas (la palabra "shopping" me carga), es irme a meter a Lush. ¿No lo conoce? pues yo se lo presento: Lush es una tienda de origen inglés dónde venden todo tipo de cosas para el cuidado del cuerpo como jabones, cremas, bálsamos, henna, shampos, etc... Son todas 100% naturales y varias, hechas especialmente para veganos.

Cunado ando cerca de alguna tienda de Lush, empiezo a sentir su olor varios metros antes de llegar, y me pongo inquieta como un perro de caza a punto de atrapar su presa... Las opciones son varias, y siempre descubro algo nuevo. Por ejemplo, tienen una barra para masajes que es una gozada. La piel queda suave y con un dejo a menta/eucalipto que es una delicia, y para que decir lo sueltecitos que quedan los músculos ¡un lujo!.

¿Les gustan las tinas? entonces tienen que probar las "ballistics": son sales en forma de bola que se tiran en el agua y hacen burbujitas como vitamina c. Una recomendación: si quieren dormir como un ángel prueben Big Blue, saldrán en calidad de trapo de la tina, listos para irse a la cama ¿el plus? piel suave y perfumada a lavanda.

¿Pasan el día encerrados con el aire acondicionado? ¿viven en una ciudad llena de smog como Santiago? entonces tienen que probar "Brisa de Mar", básicamente es agua, ¡pero que agua! yo la uso siempre después de la ducha, cuando uno sale con la cara tiesa... ¡una delicia!, y también la uso en la noche, luego de sacarme la pintura... rico.

¿Quieren un shampo que deje el pelo brillante y oliendo rico todo el día? prueben el de cebada, vale cada peso que cuesta. ¿Viajan seguido y están cansados de que se revienten los frascos de shampo en la maleta? fácil, lleven alguna de las variedades de shampo sólido; yo he probado "Estoy Verde" y "Jumping Juniper" y no sabría decir cuál de los dos me ha gustado más...

Y así, podría seguir hablando y alabando cada una de las cosas que he probado de Lush, ninguna me ha decepcionado ¿la verdad? puras cosas buenas: linda tienda, ricos olores y dependientes que sí saben hacer su trabajo, un agrado.

( No, no trabajo en Lush y tampoco me pagan por escribir esto)

lunes, 23 de mayo de 2011

¿La tercera es la vencida?

Hoy volvieron a desenterrar a S. Allende para hacerle una nueva autopsia con la intención de dejar establecida la causa de su muerte. Esta será la tercera autopsia que le hagan a lo que va quedando de él, y no puedo dejar de preguntarme... ¿no bastaron con dos?

La primera autopsia que se le hizo a los restos del que fuera presidente de Chile fue el año 1973; allí se estableció que se había suicidado. Entiendo que, dadas las circunstancias, se desconfiara de los resultados de dicha autopsia y se quisiera hacer una nueva, lo que se hizo en 1990, ya en democracia, y que arrojo el mismo resultado: Salvador Allende se suicidó. Con esos antecedentes... ¿era realmente necesaria una tercera autopsia?

No puedo dejar de pensar que el sueldo que recibirán los doce forenses a cargo, siete chilenos y cinco extranjeros, lo estoy pagando yo a través de mis impuestos y debo confesar, que me da rabia que malgasten mi dinero de esa forma con la excusa de que "es necesaria una versión oficial"... Y también me pongo en el lugar del muerto... ¿hasta cuando lo siguen jodiendo? ¡dejen descansar en paz al pobre tipo! entierra, desentierra, revuelve huesos... entierra, desentierra, revuelve huesos... entierra, desentierra, revuelve huesos... ¿entierra, desentierra, revuelve huesos?

sábado, 21 de mayo de 2011

Hoy, Chile me da asco

Marcha contra Hidroaysen, más de cuarenta mil personas en las calles, todo bien hasta que aparecen un par de pelotudos que se dedican a azotarle un skate en la cabeza a un pobre paco sin ningún tipo de protección. Como el skate, al parecer, resultó poco, se consiguen una pala de algún lado y vamos dándole más fuerte. Violencia pura aquí y en la quebrada del ají. ¿Lo llamativo? muchos la justificaron con en el "hay que entender que esa acción tiene un porqué"... misma justificación que no se acepta cuando son los del propio bando los afectados.

Más curiosidades del carabinero atacado con un skate: leo en diversos foros que, al decir de muchos, los pacos tuvieron la culpa por no saber defenderse y que deberían haber sacado su arma de servicio y disparar... no puedo evitar soltar una carcajada... ¿Cuantas veces han acusado a la policia de uso excesivo de la fuerza? ¿se imaginan cómo habría reaccionado "la opinión pública" de haber corrido bala los pacos? nadie les habría creído que era en defensa propia y la "opinión pública" les habría saltado a la yugular como lo hacen cada vez que carabineros trata de hacer su pega...



En las noticias hablan de una mujer embarazada que fue violada por dos menores de edad cuando ingresaron a robar en su casa... la jueza soltó a los menores porque ella estimó que no habían pruebas suficientes para dejarlos detenidos a pesar que la propia afectada los reconoció e identificó como sus atacantes en un careo... Parece que en Chile los delincuentes tienen más derechos que el resto de las personas... ¡un lujo!

"Farandulandia" escandalizada por que Roxana Muñoz puso una denuncia contra no sé qué pelotudo que la agredió sexualmente. Ella tiene fama de fresca así que el comentario general es "se las buscó"... ¿¡Perdón?! violencia es violencia aquí y en la quebrada del ají. Si me fuerzan a dar un beso es violencia sea yo monja o puta...

La violencia no tiene medias tintas; no importa de dónde venga y no importa quién la reciba, un acto es violento per se y no por sus circunstancias. Y mientras todos no tengamos claro ese punto, este país seguirá viviendo en el subdesarrollo mental en que aún vivimos por muy OCDE que seamos.

viernes, 20 de mayo de 2011

Chile: hasta para protestar nos falta cultura

La idea no es mía, es una frase que B.Shaw dijo en algún momento...
"El hombre es el único animal al que temo; el león no es peligroso, no tiene ideas, no tiene religión, no es político ni posee espíritu caballeresco."
Veo en televisión imágenes de la marcha contra Hidroaysen, leo los comentarios en Twitter y, la verdad, no puedo más que concordar plenamente con Shaw. El hombre es terrorífico cuando pretende luchar por sus ideales; da lo mismo el cómo, lo que importa es imponer mis ideas.

No tengo nada en contra que los mapuches, ecologistas o estudiantes protesten todo lo que les de la gana, están en su derecho, lo que no me entra en la cabeza es que cada vez que lo hacen terminé quedando alguna embarrada.

Mañana es 21 de mayo, discurso presidencial en Valparaiso, rendición de cuentas y bla bla bla. Protestas anunciadas en el puerto, tantas que perdí la cuenta, sería necesario una guía psara saber en que esquina me toca ir a pararme: una por Hidroaysen, otra por el post natal, la tercera por reformas educacionales... En la intendencia se preparan para una batalla campal retirando de las calles todo lo que puede ser roto, robado o usado como arma mientras en Santiago no se ponen de acuerdo sobre las bombas lacrimógenas. The Chilean way.

En España las protestas están a la orden del día, la Plaza Mayor en Madrid está tomada hace rato, pero hasta ahora no ha habido ningún tipo de violencia, no se han robado cajeros automáticos ni roto vitrinas... Cultura que le dicen.

Señores, ser miembros de la OCDE no nos hace ser un país desarrollado, seguimos siendo tercermundistas ¿lo peor? no queremos verlo, no queremos reconocerlo, somos los "choros" del barrio...

jueves, 19 de mayo de 2011

El día que internet "borró" un terremoto

Hoy, cerca de las 6 de la PM hora de Chile, alguien en mi time line de Twitter solicitaba info de un supuesto terremoto de 8.4 en Libia. "Googlié" a ver que información encontraba y hasta ahora (más de cuatro horas después) aún no aparece nada al respecto en ningún medio "oficial" tipo USGS, CNN, CBS, Breaking News, El País, etc...

Los únicos lugares dónde encontré alguna información al respecto fue un blog , el NIEP , el EMSC , y un sitio especializado en ciencia, sería todo. En todos ellos, hablaban de datos técnicos (magnitud, profundidad, etc...) pero ningún comentario sobre daños, derrumbes o muertos.



Curiosa, seguí "googleando" de aquí para allá buscando información sobre Libia y su "terremoto" hasta que llegue al lugar más interesante de todos: un mapa interactivo que lleva el registro de la crisis en Libia con todos los eventos que se van desarrollando… ¿La verdad? terrorífico ver como se desarrolla una guerra en los más mínimos detalles; detalles que incluyen un mapa que muestra el desplazamiento de un bote llevando alrededor de 300 refugiados rumbo a Lampedusa, o la noticia de 850 personas perdidas en Misrata; eso, sin contar los bombardeos, muertos y enfrentamientos en diferentes lugares. La miseria humana en directo.





¿El terremoto en Libia? Ni idea, la verdad que no encontré información fiable al respecto y sí muchas teorías conspirativas dónde el HAARP juega un rol fundamental y el poder de algunos cuantos ha hecho ocultar la noticia del tremendo terremoto. ¿Lo que me mosquea? 8.4 es un remezón bien fuerte y por más que busqué en Twitter y diferentes redes sociales usando diversos motores de búsqueda, no encontré más información que la ya nombrada; de ser cierto ¿se podría esconder una noticia así? Digo... ¿las redes sociales botan a Mubarack en Egipto y no acusan impacto de un terremoto 8.4 en Libia? extraño por decir lo menos...

miércoles, 18 de mayo de 2011

De cuevas, pinturas y recuerdos.

Hoy descubrí las cuevas de Chauvet gracias a un reportaje de National Geographic sobre un documental que Werner Herzog hizo de sus pinturas y quedé con unas ganas tremendas de ver ver el documental y conocer esa cueva.

Algo tiene la pintura rupestre que me impresiona sobre manera, me eriza los pelos y me hace "ver" cosas; despierta mi lado más instintivo y algo muy adentro de mi grita "es mío" al ver el dibujo de un búfalo, caballo, ciervo...

De chica viví en España, así que tuve la suerte de aprender muchas cosas en vivo y en directo y no por libros. Cuando en la clase de arte llegó la hora de aprender sobre pintura rupestre, lo más fácil fue llevarnos a conocer las Cuevas de Altamira, las originales, las de verdad, no la falsa que recrearon en el mismo Madrid un par de años atrás.

Nuestra visita a las cuevas de Altamira fue un paseo de fin de semana, de camping con todo el curso; en esa época debo haber tenido unos 11 años y tres cosas quedaron grabadas en mis recuerdos:

1.- El peso de la carpa de lona y palos de fierro que llevé, y que no pude volver a meter en la bolsa que llegó.

2.- La impresión que me produjo la cueva. La sensación de ir caminando tierra adentro, montaña adentro, roca adentro... inolvidable, única, terrorífica, adictiva, familiar... Había luz eléctrica pero yo no podía dejar de imaginar que estaba allí, sola, sin más luz que la producida por una antorcha de llama oscilante... veía todo tipo de animales fantásticos escondidos entre los pliegues de roca que la cueva formaba a medida que uno se adentraba en ella; sentía el olor a humedad, a tierra, a vapor... y todos esos animales rodeándome, observándome... Apabullante.

En alguna parte recuerdo haber leído que no se sabe realmente que representa la pintura rupestre; No, no hablo a que si es un caballo o un búfalo o pescadores los que aparecen retratados, si no a qué significado tenía para la persona que las pintó... ¿pasatiempo? ¿gusto por el arte? ¿invocación religiosa? ¿llamado para tener buena cacería?... posiblemente no lo sabremos nunca.

Viajo con mi mente miles de años atrás y trato de ponerme en el lugar de la persona que pintó esos caballos, esos búfalos... ¿lo hice(hizo) por pasatiempo? No, definitivamente no me voy a meter por hobby a las oscuras entrañas de la tierra dónde no llega la luz y vaya a saber uno con qué me encontraré. Si quiero una entretención mejor me dedico a cazar pajaritos o mirar la forma de las nubes echada sobre la hierba fresca ¿Quiero pintar por pintar? mejor me busco una pared de roca a cielo abierto dónde veo todo lo que me rodea y tengo luz... la única luz que conozco es la del sol y el fuego aún me produce temor... no, definitivamente no me voy a ir a meter a una cueva oscura por placer... y tampoco por amor al arte: si quiero presumir de artista mejor dejo mis pinturas en algún lugar dónde sea fácilmente visible por todos.

Sigo mi viaje... los hombres se quejan por que la cacería no ha estado buena y nuestras reservas son mínimas; debemos buscar alguna solución, alguna manera de atraer a los animales... Las mujeres tenemos el secreto de la vida y lo compartimos con la madre tierra; somos nosotras quienes damos vida y los hombres nos miran sorprendidos cada vez que lo hacemos, no entienden que de una persona salga otra persona, es un misterio... Compartir ese misterio con la Gran Madre es la nos hace más cercanas a ella, debemos pedirle ayuda para sobrevivir un nuevo invierno y lo haremos invocando a los animales que necesitamos lo más cerca de su corazón... por eso enfrentamos nuestro miedo a la oscuridad y nos internamos montaña adentro, buscando el corazón de Gaia para allí dejar plasmadas nuestras peticiones... y nuestros agradecimientos.

Una invocación, un llamado, una ceremonia... sí, eso me suena más cuerdo... Independiente a lo que diga (o no diga) la ciencia, yo tengo claro que las pinturas rupestres fueron hechas por mujeres pidiendo ayuda de la Madre Tierra, y agradeciendo esa ayuda; devolviendo la vida a los animales muertos con cada dibujo realizado.

 P.D. la tercera cosa que quedó grabada en mis recuerdos sobre ese viaje escolar a las cuevas de Altamira, fueron las pulgas con que regresé a casa... pero esa es otra historia.

martes, 17 de mayo de 2011

El juego del chisme

Uno dos tres, mira al revés
cuatro cinco seis, no des un traspiés
siete ocho nueve ¡y nadie se mueve!
Muchas veces me pregunto si seré un caso raro o todo el mundo "juega" mis juegos. Uno de mis favoritos (sobre todo en el metro, en la micro o la cola del banco) es cerrar los ojos, inhalar y luego exhalar muy lentamente mientras al mismo tiempo abro los párpados mirando por "primera" vez...

No hago nada, simplemente observo lo que hay alrededor hasta enfocarme en alguna persona que llame mi atención; me dedico a mirar sus zapatos, su ropa, sus manos, sus uñas, su pelo, su rasgos, su mirada... Si esa persona está acompañada, hago lo mismo con su acompañante. Si está hablando por teléfono... ¡bingo! ahí si que se pone entretenida la situación: una de las cosas interesantes de la vida es escuchar conversaciones ajenas (debo ser una vouyerista en ciernes) e imaginar la parte del diálogo que uno no alcanza a escuchar. Con toda esa información trato de esbozar su historia, de dónde viene, para dónde va, que tan bien o mal durmió anoche, que tanto se preocupa de cómo se ve...

Me puedo inventar mil cuentos que incluyen asaltos de banco con toma de rehenes (esa es mi preferida, sobre todo cuando llego a la parte en que salvo a todos), fiestas con amanecida, amantes del jefe, señoras del jefe con el amante, novios recientes y parejas de toda una vida... Las alternativas son muchas, puede ser la historia de un asesino a sueldo o un "dealer"; la historia de una puta cara o barata; tal vez la de un estudiante esforzado y a la vez trabajador aperrado, tal vez la de un enfermo terminal...

Sea cual sea la historia que me invente, siempre será extrema, intensa, única, porqué así es nuestra propia vida y esa sencilla y evidente razón es lo que la hace ser única única: sólo yo puedo conocer mi realidad por mucho que el resto imagine cosas deduciendo teorías por el aspecto de mis uñas, el estado de mi pelo o los retazos de conversaciones escuchadas a la pasada... ¿el resto? chismes.

lunes, 16 de mayo de 2011

De Santos, fotos y Voltaire

Me impresiona la gente que tiene la fuerza de creer que un tipo que vivió hace cientos de años puede sanar a su hijo enfermo. Lo respeto, lo entiendo, pero no lo comparto. Tal vez sea porque he tenido la suerte de no tener un dólor tan grande, que necesite aferrarme a lo que sea para mantener la esperanza un día más y levantarme al día siguiente... No lo sé.


Imagino el dolor y la angustia de la madre de ese niño... la impotencia... la frustración. Me impacta esa foto entre medio de tanta placa de "Gracias San Expedito por favor concedido" o "concebidos" (sic); me impacta porque le pone cara a una de las miles de placas; me impresiona poder imaginar la historia y vivir parte de la pesadilla que, afortunadamente, tuvo un final feliz. ¿Gracias a San Expedito? ni idea, y la verdad que no creo sea lo más importante; lo que cuenta, lo que vale, sea cierto o no, sea real o imaginario, es que el tipo de faldita tableada roja que vivió hace cientos de años, le dio esperanza a una madre, a un padre, a una familia... y eso es lo importante, lo respetable, lo admirable. No importa que yo crea o no en el romano de capa roja igual que la de Superman, importa que otros crean en él.
"No comparto tus ideas, pero daría mi vida para defender tu derecho a expresarlas" (Voltaire)

sábado, 7 de mayo de 2011

Chile, país de cínicos (aquí me cuelgan)

Gran escándalo gran por un instructivo del SERNAM (Servicio Nacional de la Mujer), "¿cómo se les ocurre algo así? ¡discriminación!" gritan y se golpean el pecho los policastros y los "yo quiero figurar"de turno. Yo me agarro la cabeza a dos manos pensando en el doble estandar de este larga y angosta franja de tierra llamada Chile.

El famoso manual, que fue rechazado por "absurdo", decía cosas como:
  • Peinado: el peinado no debe tapar el rostro, más bien debe ayudar a reflejar limpieza, orden y seguridad. En caso de teñirse el pelo se debe procurar que luzca muy limpio.
  • Maquillaje: si bien es parte del sello de cada persona, se recomienda utilizar un maquillaje moderado. Se recomienda eligir colores parecidos a tipo de piel, los labios nunca demasiado rojos (hidrátalos con brillo), ni los ojos demasiado pintados. Se debe parecer natural. Es recomendable trabajar colores más naturales que transmitan expresiones armónicas y luminosas.
  • Vestuario: para que la mujer logre vestirse en forma apropiada, debe reconocer aquellos aspectos que conviene potenciar y aquellos que conviene disimular en su propio cuerpo. De esta manera podrá elegir las prendas que favorezcan una figura armónica y estilizada. (vía Cooperativa)
Seamos sinceros: la pinta importa, el cómo se ve uno importa. Ante dos candidatos con la misma preparación siempre van a elegir al que se vea mejor según los gustos de quién esté a cargo de la selección de personal (recuerden, la belleza es subjetiva); ¿cruel? sin lugar a dudas, pero como bien dice Serrat "Nunca es triste la verdad lo que no tiene es remedio".

martes, 3 de mayo de 2011

"Cuerpo en Custodia"

No voy a opinar si está bien o mal que hayan matado a Bin Laden, de lo que voy a opinar es de algo que acabo de leer en Terra referente al tema; cito textual:
"Mientras tanto, habrá que conformarse con la confirmación estadounidense y con las pruebas de ADN que se compararon con las muestras del cerebro de una de sus hermanas fallecida hace unos años de cáncer en Boston.

El FBI mantuvo en custodia el cuerpo de la mujer, cuyo nombre no se ha revelado, cuando ésta murió de cáncer cerebral, para que, en caso de que EE.UU. capturara a Bin Laden, se pudiera identificarlo fácilmente."
¿Alguien me puede explicar qué derecho tiene el FBI para mantener en custodia el cuerpo de una persona que murió de cáncer? ¿qué derecho tiene el FBI de quitarle a la familia de esa persona el derecho (valga la redundancia) a enterrarla? ¿con qué cara le dicen a los hijos de alguien "tu madre murió pero no podrán enterrarla ya que nosotros nos quedaremos con el cuerpo"? ¿cómo no se dan cuenta los gringos que son ese tipo de acciones las que despiertan resentimiento contra ellos? ¿cómo pretenden que los hijos de esa señora no los deteste?

No puedo dejar de pensar en cómo reaccionaría el gobierno de USA si la madre de un gringo muere en Chile y la PDI decide no entregar el cuerpo... La única palabra que se me viene a la cabeza es PREPOTENTES.


Enhanced by Zemanta

jueves, 14 de abril de 2011

Del GPS a la Maldonado: política y Emol sucks

Voy a ser sincera: me parece una pelotudez del porte de un buque que se haya rechazado la ley que obligaba al uso de GPS a los pescadores artesanales dueños de embarcaciones de más de 15 metros de eslora, más aún diciendo que la causa para hacerlo era el alto precio de estos aparatos, incluso salía una vieja (no recuerdo el nombre) diciendo que costaban más de 2 millones de pesos... ¡hello!

Hoy por hoy ¡hasta los celulares tienen GPS! y si el celular no sirve hay GPS náuticos por menos 100 mil pesos, cosa de "Googlear" un poquito. Por ejemplo, está este modelo Etrex H por $85.500 pagadero hasta en 3 cuotas precio contado ¿quiere algo mejor? entonces puede ser el Etrex Legend H por $112.900 ¿cuanto dijo la señora? ¿2 millones de pesos? por más que busqué no encontré ningún GPS a ese precio...y eso en Chile ¿más barato aún? dense una vuelta por West Marine ¡ahí tienen para regodearse!

Por esas cosas de la vida, años atrás, pasé un buen tiempo viviendo en Puerto Montt y conociendo de cerca el ambiente náutico; conviví con marinos civiles y de la armada, y en más de una oportunidad me tocó ver como se buscaba con desesperación algún bote perdido y no puedo dejar de pensar en el tiempo que se habría ganado en ubicar esas embarcaciones en caso de haber tenido GPS.

Me da rabia ver como gente que en su vida se ha subido a un bote o ha tenido mayor contacto con el mar, arriesga la vida de terceros por "quedar bien", por "política". Señores, "no es na" que se ahogue el pescador ¿pero porque chucha me tengo que arriesga yo al salir a buscar a un tipo que no quiso poner en su bote los mínimos implementos de seguridad? ¿porqué debo pagar con mis impuestos la bencina que la armada gasta buscando a irresponsables que no cumplen con las normas mínimas de seguridad? ¿alguien sabe en cuanto se puede reducir la búsqueda de una embarcación perdida en caso de tener GPS?

Leo en El Mostrador que diputados PS acusan de "negociado"con los fabricantes de GPS... "política" de nuevo, si los vendedores de GPS llaman a los pescadores para ofrecer sus productos y eso es "negociado", entonces también es negociado que me llamen del Parque del Recuerdo para ofrecerme una tumba y la propaganda política en tiempo de elecciones... ¡no me jodan!

Pero claro, como los pescadores artesanales caen la categoría de "noticia regional" a nadie le importa y no es tema "país" como el que la Maldonado se haya enojado por no sé que pelotudez... eso sí merece ser portada de Emol.

Tamos caga'os.

viernes, 8 de abril de 2011

Una Cerveza y la gata

Una cerveza, el encendedor, cajetilla de cigarros, cenicero, música de fondo, temperatura adecuada, teléfono desconectado, cortinas cerradas para no distraerme con el paisaje ¿no me queda nada por hacer? ¡baño! No vaya a ser que me den ganas de ir al baño justo en el momento menos adecuado ¡no se mueven! ¡ya vengo!....

… ¡Volví! Entonces ¿en qué estaba? ¡sí! Controlando que todo estuviera en orden para ponerme manos a la obra (eso de controlar es una forma de decir, en el fondo es evitar tener que ponerme a trabajar)…

Gatos, podría contar algo sobre los gatos, con lo que me gustan y sé de ellos nunca he escrito nada de gatos, solo la despedida que me tocó improvisar para la Tábata cuando murió. No me acuerdo mucho qué decía, sí recuerdo el entierro: los niños quisieron hacerle un entierro con todas las de la ley y no tuve más opción que hacer las cosas como la gente.

Recuerdo que cavé su fosa entre las docas del jardín. Pobres plantas, confieso que descargué sobre ellas mi rabia e impotencia, mi pena; agarré primero la pala pero como no avanzaba mucho con ella por lo duro del suelo, tomé la picota, y cada vez que la clavaba en tierra con toda la fuerza de mis brazos soltaba un improperio, cada tanto tiraba todo lejos y daba un par de patadas al suelo reclamando por tanta injusticia, luego retomaba mi trabajo. Confieso que fue una especie de catarsis, luego de sudar mi pena y gritar mi rabia quedé mucho más tranquila y pude poner mi mejor cara de “no ha pasado nada, todo bien”. Una vez que su tumba estuvo preparada envolví su cuerpo en una vieja sabana floreada, no sé, de cierta forma me daba cosa dejarla allí en la fría tierra sin nada que la abrigase. Recién en ese momento les dije a los niños que estábamos listos, que se podía dar inicio a la ceremonia.

Salí yo primero (el burro adelante para que no se espanté) con la Tábata en brazos envuelta en flores, los niños venían detrás mío con cara de circunstancia, callados y sin pelear entre ellos por quién iba primero. Llegamos al lugar dónde había cavado la tumba y ellos se pusieron ordenadamente a un costado y yo al otro, pensé que sería cosa de ponerla en el agujero y cubrirla con la tierra que había retirado, pero no ¡garrafal error!, estaba tomando la pala para iniciar la triste labor y terminar cuanto antes con ese trabajo que me tenía con la garganta apretada, cuando uno de ellos me dice “en los entierros de las películas siempre hablan para despedir a los muertos, tienes que decir algo de la Tábata, no puedes llegar y taparla así nada más”.

Confieso que quedé para dentro, sobre todo al ver un par de lágrimas que brillaban en sus ojos, las mismas que yo trataba de esconder pagando el precio de una incipiente jaqueca. ¿Por qué será que los adultos escondemos el dolor a los niños? Creo que ellos lo manejan mucho mejor que uno, demuestran lo que sienten, preguntan en voz alta lo mismo que se pregunta uno pero no dice y lloran sin preocuparse en que el otro puede pensar que hace el ridículo. Decidí que diría lo que me viniera del corazón sin cuestionarme nada, sin pensar nada, solo sintiendo. Recuerdo que empecé diciendo algo como “estoy triste, tengo pena”. Ya con eso sentí que los niños respiraban más tranquilos, de cierta forma creo que se sintieron acompañados en su dolor.

Sé que es una tontería tener pena por un animal, pero que quieren que haga, yo a esa gata la quería mucho. Tenía tantos colores que parecía uno solo: clavo oxidado.

Era insoportablemente juguetona, corría detrás de las cáscaras de nueces, cazaba moscas, saltaba por los muebles, escalaba libreros, husmeaba cajones, robaba almohadas, me escondía los lápices… Dormía en los canastos, se robaba mi almuerzo y compartía mi desayuno, maullaba constantemente pidiendo atención y ronroneaba de felicidad, me lengüeteaba de gusto y arañaba de confusión.

¡Era genial esa gata! Bien catete la verdad, pero más que nada por que era cachorro y se la pasaba jugando, no había cáscara de nuez que se salvara, las sacaba del canasto pequeño que está dentro de la paila de cobre grande con la leña al lado de la chimenea, y empezaba a jugar fútbol por todo el salón con ellas ¡zas! ¡pin! ¡zas! y pasaba la gata corriendo detrás de la cáscara que apenas un instante antes había chuteado a corner con la zarpa derecha (ni idea si eso de chutear a corner está bien dicho o no, pero me gusta como suena). Sí, era única.

“Tabata… ¿Dónde estarás? Quiero pensar que volviendo loco a San Pedro persiguiendo su manojo de llaves, estoy convencida que los animales también se van al cielo. Te lo habrías pasado tan bien este fin de semana, la casa llena de niños jugando, Matías trajo su pelota nueva y seguro lo habrías hecho rabiar tratando de morderla, y Miguel te habría hecho rabiar a ti tratando de amarrarte esas cintas que tanto detestabas en la cola. Llegó la Antonia, te buscó por todas partes, la abuela le explicó que te habías ido al cielo, que estabas junto a la luna y las estrellas, y ahora ella estira su bracito y apuntando al cielo dice ñaú…


Tabata, mi niña, ¿seré loca por echarte tanto de menos?”

Cuando me quedé callada y los niños se dieron cuenta que había terminado de hablar, Agustina se acercó y como si lo hubiera ensayado antes, tomó un puñado de tierra con su mano y lo lanzó sobre la sábana floreada que envolvía el cuerpo de la gata; luego, los demás niños, la imitaron en silencio ¡y sin pelearse por quién le tocaba! Cuando todos habían arrojado su puñado de tierra en la tumba me miraron con cara de “ya, ahora sigue tú con la pala”. Así que seguí yo con la pala.

Increíble, permanecieron callados y sin moverse mientras la fosa se iba llenando de tierra, luego, cuando empecé a comprimirla, vino el desorden: se pusieron a dar pisotones para apretarla mejor. Unos (ellas) reclamaban que eso era faltarle el respeto a la gata, otros (ellos) decían que era mejor para que se apretara bien. Cuando decidieron que ya no se podía aplastar más la tierra, hubo que decorar la tumba; mientras algunos buscaban palos para hacer una cruz, otros recogían flores y piedrecillas y yo me robaba unas plantas del jardín del vecino. Cuando ya el sol se ponía en el horizonte dimos el trabajo por finalizado. Tabata descansaba bajo una cruz de brazos caídos, rodeada de piedras irregulares y cubierta por flores. Era una tumba llena de amor.

sábado, 2 de abril de 2011

Sopa para Uno

Debería estar haciendo algo productivo tipo las tareas pendientes que tengo pero ando cero inspirada para pensar racionalmente. Me pesa la guata y no puedo dejar de recordar la carne que me comí a la hora de almuerzo... Y no, no fue mucha, yo cacho que más bien es la cantidad de días que llevaba en el refri lo que me sentó como patada; por mucho que estuviera cocinada parece que seis días es tiempo más que suficiente para que algo me caiga mal...

Entiendo esa manía de la Carlota de que "la comida no se bota", incluso la comparto, pero cuando ya entra en juego la salud como que me da "cosa", el problema es que si le digo algo sobre lo añejo, entonces me sale con su clásico "más vale que haga mal a que se pierda", o peor aún "si no te lo comes tu me lo como yo", y claro, como es tan flaquita la iñora me remuerde la conciencia imaginarla con cagalera, yo tengo algunos años menos y más "cuerpada", así que prefiero ser yo la carne de cañón y vamos comiendo sin chistar. Generalmente no me pasa nada, tengo guata de fierro, pero hoy como que "me le quedó atravesá la punta e' picana olle", y eso que estaba sanita, cocinada desde el lunes en olla a presión, algo de zanahoria como único aliño y 2 granos de sal para cuidar la presión y los riñones... "Sanito".

La Carlota es un caso, cada vez que uno se pone a revisar su despensa o refrigerador seguro encuentra algo vencido. Por ejemplo el martes pasado, me quise hacer una de esas Sopas para Uno, puse el agua a calentar, corté pedacitos de queso mantecoso para echarle dentro (me encanta como se derrite) y busqué un sobrecito de sopa; estabán ahí, abriendo el mueble dónde guarda el aceite y el resto de los aliños... escarbé a ver de qué tenía, elegí de espárragos y me relamía los labios pensando en el queso derretido. Hasta ahí, todo bien: llegó el último paso de mi preparación, revisar la fecha de vencimiento que aparece en el sobre... abril del 2008!!!

Me quedé sin sopa, compartí los pedacitos de queso con la gata y, a escondidas de la Carlota obviamente, bote a la basura todos los sobres de sopa vencidos.

miércoles, 30 de marzo de 2011

Estamos fregados...

Como prueba de que la raza humana se dirige inexorablemente hacia la estupidez total, aquí van algunas instrucciones autenticas que aparecen en las etiquetas de diversos productos de consumo.

-En una caja de jabón Dove. INDICACIONES:
UTILIZAR COMO JABON NORMAL. (¿como se usan los jabones... NO normales...?)

-En algunas comidas congeladas Findus. SUGERENCIA PARA SERVIR:
DESCONGELAR PRIMERO. (A alguien se le ocurriría comerlo congelado?????)

-En el postre Tiramisú marca Savory (impreso en la parte inferior de la caja. NO DAR LA VUELTA EL ENVASE. (¡Uuuuups! ¡Demasiado tarde!...)

-En la caja de una plancha Rowenta. NO PLANCHAR LA ROPA SOBRE EL CUERPO (sin comentarios).

-En un jarabe contra la tos para niños. NO CONDUZCA AUTOMOVILES
NI MANEJE MAQUINARIA PESADA DESPUES DE USAR ESTE MEDICAMENTO (¿Los
niños manejan automóviles y maquinaria pesada?).

-En un cuchillo de cocina coreano. IMPORTANTE: MANTENER FUERA DEL ALCANCE DE LOS NIÑOS Y LAS MASCOTAS (¿que mascota podría jugar con un cuchillo?).

-En una tira de luces de Navidad fabricadas en China. SOLO PARA USAR EN EL INTERIOR O EN EL EXTERIOR (Ojo, única y exclusivamente...).

-En un paquete de frutas secas de American Airlines. INSTRUCCIONES: ABRIR EL PAQUETE, COMER LAS FRUTAS SECAS (eeh… ¿cómo comerlas con el paquete cerrado?).

-En una sierra eléctrica sueca: NO INTENTE DETENER LA SIERRA CON LAS MANOS(¡no se me habría ocurrido hacerlo!).

-En la caja de un televisor Wauta TV340: ANTES DE MIRAR UN PROGRAMA
ENCIENDA EL TELEVISOR (error… primero debe enchufarse).

-En el manual de un teclado RAZOR Keyboard XP. SI SU TECLADO NO FUNCIONA, ESCRIBAMOS UN E-MAIL A: TECH@RAZOR.COM (¿Como cresta les escribo un email?... ¡no tengo teclado!)

P.D. : Este texto no es mio, lo tengo guardado desde hace un par de años y anoche lo recordé cuando con C. nos reíamos por las instrucciones que traía una brújula que se acababa de comprar. NO sé quien será el autor, por lo que me disculpo de antemano por no poner su nombre.

martes, 29 de marzo de 2011

Filosofía barata

Dice la RAE

 Alma: sustancia espiritual e inmortal, capaz de entender, querer y sentir, que informa al cuerpo humano y con él constituye la esencia del hombre.
Sustancia: cualquier cosa con que otra se aumenta y nutre, y sin la cual se acaba. Ser, esencia, naturaleza de las cosas. Entidad a la que por su naturaleza compete existir en sí y no en otra por inherencia.
Esencia: lo que constituye la naturaleza de las cosas, lo permanente e invariable de ellas.

Lo que causa mis dudas:
Si el alma es una sustancia quiere decir que por naturaleza le toca existir en sí y no en otro por inherencia. El alma existe sola sin necesidad de otro. El alma no necesita del cuerpo humano para existir, pero este necesita de ella en cuanto principio de la actividad humana (considerando así mismo, que alma proviene de “anima” que se podría traducir como lo que anima).

Las dudas:
¿Existen cuerpos vivos sin alma? ¿O almas sin cuerpos? ¿Dónde están? ¿Existe un número determinado de almas? Y si en la tierra hay más cuerpos que almas ¿qué pasa? ¿Las almas cambian de cuerpo? ¿Cuándo? ¿Cómo? ¿Si las almas cambian de cuerpo quiere decir que es factible, que es verdadera la ley del karma? ¿Mi alma ha existido siempre? Si mi alma existe en sí quiere decir que ella no depende de mi cuerpo y que era antes de nacer yo y será una vez que muera ¿Será siempre igual? No creo, pienso que cambia: algunas veces para bien, otras para mal ¿Cómo hacer para que cambie siempre en bien? Tal vez yo como persona no puedo hacer nada puesto que mi alma existe sola… ¿quiere decir que una persona “mala” será “mala” siempre? ¿Cómo saber quién es “malo”? ¿La persona como “cuerpo” o su alma? ¿Será el alma ya que sin ella no existe el cuerpo? ¿es el alma lo que “anima” el cuerpo?

Si el alma existe per se, es independiente y autónoma ¿Qué puedo hacer yo para transformarla? Mmmm todo esto casi me suena a como que uno nace determinado a ser “bueno” o “malo” sin opción de cambio, y eso acabaría con la historia esa del libre albedrío, el motor que impulsa a las personas a moverse, a hacer cosas...

Creo que mejor me dejo de filosofía barata y sigo en lo que estaba...

domingo, 27 de marzo de 2011

bye bye domingo

Pitas pitas palomitas, en todas partes hay una cagadita...

En japón midieron mal la radiación y el el Premio Nobel de la Paz apoya una nueva guerra.

Cuatro letras, dos letras, cinco letras, un par de palabras... algo. Mover los dedos, deshilvanar ideas para hilvanar frases ¿fases? No, frases que vayan por fases. Etapas. Objetivos ¿metas? no way, resultados.

Aquí vamos... Ricardo Lagos no se calla, habla y habla en Tolerancia Cero... ¡mamá baje el volumen de la TV! sssshhttttt no digas nada que después me pelan por alegona y cascarrabias. No es mi casa, soy visita ¡compórtate Conqui! Súbamos el volumen... de la música... Mozart también te puede dejar sorda... ¡Jo! manera de hablar el viejo, run run run... ¡ni siquiera para a tomar aire!

Me aburre la gente habladora, me aburren los políticos. Soy autista, antisocial y poco amistosa. Caras vemos corazones no sabemos. Bla bla bla... todos opinando (¿yo también?) de cómo se deben hacer las cosas, de qué es lo mejor... No entiendo como el mundo es una mierda habiendo tanta gente con soluciones para mejorarlo ¿será que se quedan (nos quedamos) en el puro bla bla?

Bla bla bla el problema de la humanidad está en su ¿in?capacidad de comunicación. Mejor ser más básicos, como los monitos ¿o no?...

Se calló Lagos... no, madre apagó televisión; ni ella que es fanática de Tolerancia Cero aguantó al viejo latero... ¡increíble pensar hasta dónde llegó gracias al dedo!... Nunca he hecho autostop (iba a decir "nunca hice", pero aún estoy a tiempo de hacerlo, al menos mientras siga viva porque muerta lo veo medio complicado).

Otro domingo que se va y una nueva semana que empieza; marzo se acaba y se nos viene abril... ¡chuta que estoy clever!

Mi cabeza no para, en estos momentos está llena de cajoncitos que se abren y se cierran buscando información, ideas, links. Mi disco duro está desordenado y no encuentro las carpetas que necesito.

Definir etapas, racionalizar la foto que veo... ¡cresta! Me quedo pegada en el producto y no tengo ni la más puta idea del proceso. Esto quiero, así lo consigo: cajita aquí, cajita allá y cajita acá. Esta la lleno con esto, la otra con aquello y la que sigue con eso. Ok, algo avanza.

jueves, 24 de marzo de 2011

Firefox, Zemanta, y los helicóperos

Después de escuchar a más de uno alabando la velocidad del nuevo Firefox 4, decidí bajarlo y probarlo. No me pregunten si es taaan rápido como dicen,  porque la verdad es que no lo noto la diferencia en relación a Opera. Lo que sí puedo decir es que me he entretenido mucho buscando y probando los "juguetitos" que se pueden incorporar al navegador, así que aquí estoy, escribiendo lo que sea para probar Zemanta, pero al parecer esta cosa está programada para ayudar a los angloparlantes y no a los que escribimos en español ya que tecleo y tecleo y no veo que pase ninguna de las maravillas que supuestamente pasarían... la otra alternativa (y más probable) es que yo no haya cachado ni una de cómo funciona...

¡Paren las prensas!... algo está pasando...


Reviso la información que me entrega y tan perdido no está; como etiqueta me sugiere "Opera", "Firefox" en todas sus variantes, "browser" y "Zemanta"; reviso la barra con las fotos y además de mucho logo de Firefox me "ofrece" una pila de helicópteros... Disculpen... ¿he hablado de helicópteros yo aquí?

Resumiendo: es bueno saber que las "maquinas" aún no aprenden a escribir como los humanos y la creatividad aún no puede ser "mecanizada".

P.D. : Me gustó Zenanta.

viernes, 18 de marzo de 2011

The Clinic y el pseudo periodismo chileno

"Estoy harto del periodismo carroñero de The Clinic, esos pseudoperiodistas que contínuamente pierden toda compostura y se olvidan por completo de su deontología profesional, ese conjunto de normas específicas de la profesión que regulan la conciencia profesional de un informador, y que estan basadas en los principios básicos de la responsabilidad social y la veracidad informativa.
The Clinic prefiere la talla barata, la grosería, la promoción y perpetuación de la mediocridad por sobre lo respetuoso, lo valiente, lo ético, lo responsable y lo positivo. The Clinic prefiere abanderizarse ciegamente en torno a sus ideas políticas sin importarles el qué dicen ni cómo lo dicen.
Yo sé que es tan fácil como no seguirlos en Twitter o no leerlos, y mi malestar estaría solucionado, pero, ¿es de verdad así de simple la solución? Yo creo que no. Escudados en un mal entendido derecho a la libre expresión, estos elementos reparten su mensaje tóxico sin consideración a sus consecuencias. Es como el suplicio chino de la gota de agua… gota a gota con sus comentarios ácidos nos contaminan a todos, sobretodo a los menos preparados, a aquellos que son presa fácil por su limitada capacidad de reflexión, cuestionamiento y reclamo.
Para los periodistas, el informar y ocupar tribuna en forma responsable y veraz no es un derecho, es una responsabilidad, y es deber de todos fiscalizar que eso se cumpla."
The Clinic
P.D. Este reclano no es mio, es de @rebenque ; surgió a raíz de una conversación sobre lo que es "noticia" en los medios chilenos, y debo decir que a pesar de haberme reído en más de una oportunidad leyendo The Clinic, no puedo más que encontrarle razón en lo que dice.

lunes, 14 de marzo de 2011

¿Dónde se esconde la creatividad? Amy Tan

Ejercicio en 3 pasos

Paso 1
"Escriba 10 cosas que hayas hecho en tu vida y que literalmente te hayan 'cringe when you realize that you actually did them' (moya qué quiere decir exactamente y me da paja buscar en el diccionario; si lo "saco de oído" me suena a algo como '10 cosas que hayas hecho en tu vida y que hoy no harías por parecerte absolutamente disparatadas').

  • Tipo 6 años, prender un fósoforo escondida detrás de un sillón y luego ponerlo en toda la tira de fósforos para ver que pasaba…
  • Apostar que podía subirme a pelo y sin riendas a ese caballo y galopar…
  • Hacer el Camino del Inca en plena época de Sendero Luminoso…
  • Viajar con pitos a USA…
  • Bajar corriendo de noche por el cerro y en estado de intemperancia…
  • Irme a "jeepear" a las dunas de Punta de Choros sin saber "jeepear"…
  • Irme a Lima ¡y en micro más encima!…

Me faltan 3 para los 10; trato de concentrarme en el ejercicio y no puedo; sigo choqueada con lo de Japón, recuerdo el terremoto nuestro y no puedo dejar de pensar en que si es cierto que el mundo se está acabando, yo debería estar pensando en las cosas que quiero hacer en vez de estar recordando las cosas que me ¿arrepiento? de haber hecho en mi vida.

En la tarde vi "The Road", una película que habla del fin del mundo; empieza cuando lo que sea que pase, ya pasó, y un padre (Vigo Mortenssen, me encanta) y su hijo de unos 8 años, caminan y caminan en medio de un paisaje gris, gris, gris… lluvioso y frío, desolador. Ellos caminan y caminan y nada bueno les pasa; los únicos momentos en que hay color en sus vidas es cuando recuerdan el pasado, y yo no puedo dejar de preguntarme… si el mundo se está acabando… ¿qué mierda hago acá?… ¿no debería estar disfrutando lo que quede de tiempo en vez de rumiar y rumiar cómo hacer para darle en el gusto a todos? ¿estoy viviendo mi vida o estoy haciendo lo que quiere el resto? Ni idea si vendrá al caso pero no puedo sacar de mi cabeza a Hamlet y su "to be or not to be"…

martes, 8 de marzo de 2011

¿Día de la mujer?... ¡andá!

Once años atrás el día de la mujer en Chile no existía; y si existía era discretamente, sin salir en los diarios ni programas de televisión ¡ni pensar en las calles, oficinas o bares! Justo por esa época me fui a vivir a Italia y allí tuve la primera noticia que había una celebración llamada "Día de la mujer". Me enteré cuando pasé mi primer 8 de marzo en tierras tanas; me regalaron una ramita de algo muy parecido a la flor del aromo (Mimosa la llaman ellos) y vi que por la calle todas las mujeres andaban con una ramita parecida a la mía…

Pasaron los años, regresé a Chile y me encontré con la sorpresa que aquí también se celebraba el día de la mujer… ¡¿desde cuándo?!… ¿no era suficiente con importar hallowen o San Valentín? ¿Qué nos queda por celebrar que no sea nuestro? ¿San Patrick tal vez? ¿el 4 de julio?

No pienso entrar en polémicas de que si es discriminatorio o no celebrar el día de la mujer; la verdad que me da lo mismo ya que soy una convencida que exigir igualdad entre hombres y mujeres es una pelotudez porque de frentón no somos iguales… ¿qué mejor que a una le abran las puertas o lleven las maletas?... Lo que sí me molesta es que me manipulen, y con estas celebraciones estúpidas me siento absolutamente manipulada por las agencias de publicidad o tarados encargados de marketing que sólo buscan excusas para vender.

Me molestan estas celebraciones importadas; me molestan porque al final no es más que marketing, y lo que en su origen pudo haber partido como un acto conmemorativo de buena fe, a la larga se transforma en "compre compre"; y aunque una no se quiera contagiar y despotrique contra estas fechas "marketeras", igual se contagia y espera su "Feliz día de la mujer" y eso me empelota porque me siento manipulada por los medios y las agencias de publicidad y los comerciantes y la globalización…

Vamos vendiendo flores, vamos vendiendo chocolates y vamos creando expectativas de muestras de cariño obligadas ¡viva el consumismo! (¿dije comunismo?) y que la muerte de 146 personas (antes de ser mujer u hombre somos personas) durante el incendio de una fabrica textil de Nueva York en 1908 pase piola; que tampoco se haga barullo por la huelga de "Pan y Paz" en la Rusia de 1917... Ssshhhhtttt la fealdad nunca ha sido buena vendedora.

"Mimosa"

sábado, 5 de marzo de 2011

Y así por ser... ¿qué sería el eclecticismo?

Recuerdo perfecto la primera vez que escuché la palabra "ecléctico": fue en el colegio, en clase de filosofía. Recuerdo que tenía desesperada a la pobre vieja de tanta pregunta que le hacía y en algún minuto me dijo “parece ecléctica”.

Sonó campana, se acabó la clase y yo ni muerta me pensaba quedar con la duda así que busqué su significado en el Diccionario de la Real Academia Española (no existía Google en esa época) y me encontré con más o menos esto mismo:

Ecléctico, ca. (Del gr. ἐκλεκτικός, que elige). 1. adj. Perteneciente o relativo al eclecticismo. 2. adj. Dicho de una persona: Que profesa las doctrinas del eclecticismo. U. t. c. s. 3. adj. Dicho de una persona: Que adopta una postura ecléctica. U. t. c. s.

Eclecticismo. (De ecléctico). 1. m. Modo de juzgar u obrar que adopta una postura intermedia, en vez de seguir soluciones extremas o bien definidas. 2. m. Escuela filosófica que procura conciliar las doctrinas que parecen mejores o más verosímiles, aunque procedan de diversos sistemas.

Ahondando más, esta sería una historia aproximada del término...

Fue Diógenes Laercio, un historiador de la filosofía griega que vivió en la primera mitad del siglo II de nuestra era, quién usó primero el término eclecticismo, pero es Filón de Larisa quien le da significado y forma al término ecléctico (del griego ek-legein: elegir de diversas partes).

Filón de Larisa introdujo el eclecticismo en la Academia platónica que sobrevivía en el siglo I a. C., decía que las cosas en sí son incomprensibles, pero cuando uno se acerca a ellas empiezan a dejarse entender. Como buen griego andariego (posiblemente esclavizado, esa parte no la recuerdo) terminó en Roma dónde Marco Tulio Cicerón fue su discípulo, y es gracias a él que el eclecticismo, de cierta forma, se hace famoso.

Cicerón decía que las cosas no son incomprensibles, si no que somos nosotros quienes no podemos entenderlas; la verdad existe aunque no la podamos reconocer y por lo tanto no podemos anular la existencia de esa verdad, ni dejar de aceptar que hay auténtica certeza de las cosas.

Sólo poseemos probabilidades de verdad, aproximaciones o tanteos hacia ella; la verdad existe pero se esconde, y tal vez, aceptando muchas verdades y en diferentes momentos, logremos vislumbrarla.

Cicerón pensaba que el hombre debía huir de posturas dogmáticas enroscadas en su propia verdad, contrarias al debate y el diálogo, propensas a captar fieles, pero lejanas al intento loable de crear amistad y bonhomía entre los humanos.

¿Qué tiene que ver con el eclecticismo? Fácil: el eclecticismo se alimenta de concepciones distantes y hasta antagónicas entre sí porque lo que busca es síntesis creativa y equilibrada, no una adherencia ciega. Y esto es válido tanto para la filosofía como para la política, el arte, la ciencia… ¡hasta la cocina!

Ahora, para ser lo más justa posible y que cada quién tenga su propia opinión, cuento la otra versión de la misma historia: hay quienes dicen que el eclecticismo no es la búsqueda de nada, si no que más bien la tibieza típica de los que no se mojan el culo y son incapaces de tener ideas propias y sólo saben copiar...

domingo, 27 de febrero de 2011

Mi terremoto

Hoy se cumple un año del terremoto 8.8 Richter que remeció a Chile durante el agitado año del Tigre que acaba de terminar, y hasta ahora no había escrito nada respecto al tema... ¿Porqué no lo habré hecho? Miedo y vergüenza.

Miedo a hacer real la soledad en que lo viví: sola metida en la cama sitiendo como si el mundo fuera a acabarse, impotente ante un "¿cuanto màs va a durar esta wea?" sin respuesta, llena de preguntas que debía responderme sola. Nadie a mi lado para comentar, para compartir la angustia o la alegría de haber sobrevivido. Sola tanteando a oscuras para cortar el gas, buscar alguna vela y tratar de entender qué había pasado... sola recogiendo libros, muebles, ropa y pedazos de vidrio...

Yo pasé el terremoto en un doceavo piso, y me sentí dentro de una coctelera mientras la cama bailaba de muro a muro y las puertas se abrían y cerraban con una facilidad alucinante; tengo grabado el recuerdo del ruido infernal que hacía el edificio al zarandearse de una lado para otro, y el silencio que vino una vez que terminó todo... una milésima de segundo después, se largaron a sonar todo tipo de alarmas y sirenas y se escuchaba como corría a raudales el agua de alguna cañería reventada. Varios destellos iluminaron el cielo: eran transformadores reventando.

Primera vez en mi vida que de verdad pensé en que podía morir y la única idea que rondaba mi cabeza era "me voy a morir sola y a poto pelado", y no sabia si reir o llorar. Reir por lo ridículo que me parecía mi preocupación de pensar que me encontrarían muerta a poto pelado y no hacer nada para remediar la situación; o llorar por la enorme soledad en que me sentí: el mundo se venía abajo y no había nadie a mi lado para copartir ese momento... No salí de la cama hasta que el edificio dejó de moverse, recién ahí me puse pantalones y me levanté a abrir la puerta; en el hall del ascensor habían unos pobres gringos que estaban peor que yo: sin siquiera la luz de un celular, el terremoto era su primera experiencia telúrica... yo les sacaba ventaja con el terremoto del 85 y varios temblores en el cuerpo. Con mi mejor cara de "aquí no pasa nada", hablé con ellos, les pasé velas, les dije que no se asustaran con las réplicas, que trataran de juntar agua, cortaran el gas y que no se les ocurriera usar el ascensor... Entré al departamento y empecé a tratar de llamar a mi madre... Los ángeles me ayudaron: poco después de las 04:00 había hablado con ella y gracias a Twitter le pude decir que era terremoto en Concepción y que no se fuera acercar al mar (vive cerca de la playa) porque había aviso de tsunami...

El terremoto fue la noche del viernes al sábado y por más que siguieron las réplicas yo no bajé del doceavo piso hasta el domingo al medio día ¿porqué? miedo a quedar atrapada en el ascensor o morir en el hueco de la escalera (muchos creen que ese es un lugar seguro pero es un mito); mi lógica para actuar así fue que como el edificio había aguantado bien, era mejor quedarse en la casa antes que exponerse a que, estando en la calle, cualquier cosa me aplastara la cabeza o un cable suelto me electrocutara...

¿Efectos colaterales? Algunos:

Pasó mucho tiempo antes que pudiera volver a quedarme dormida sin la luz y la televisión encendida; en silencio y a oscuras recordaba mi angustia de esa noche y por más que trataba, no lograba dormirme.

Estuve meses (sí, meses) con "mareo de tierra", y sin importar dónde estuviera y si estaba temblando o no, a mí se me movía el piso.

Lo más doloroso para mi pretencioso ego: me aparecieron todas las canas que no me habían aparecido en mis mis 43 años de vida (me niego a teñirlas por considerarlas "heridas de guerra").

Al principio dije que tenía miedo y vergüenza... la vergüenza es porque en comparación a miles de personas la saqué barata ya que sólo se me rompieron cosas, y mis seres queridos y yo salimos todos sin siquiera un rasguño y nuestras casas en perfectas condiciones, y en esas circunstancias sólo queda darle gracias a Quién corresponda y no quejarse por wevadas.


jueves, 10 de febrero de 2011

Egipto: preguntas que me hago

Según Wikipedia, en Egipto el 21,2% de la población tiene acceso a internet:


Escucho CNN y hablan de la primera revolución causada por internet; BBC repite lo mismo y veo los comentarios en Twitter y muchos (no todos) piensan igual… ¿No le estarán dando un poder exagerado a la red? ¿Hasta que punto lo que está pasando en Egipto no es "creación" de los medios en vez de una imagen real? ¿cuanto pueden distorsionar los medios de comunicación la imagen de un país y lo que de verdad está pasando en él?

Revolución, internet... ¿que opinará el tipo que arrienda camellos en las pirámides o el beduino en su oasis? ¿hasta que punto el "avivamiento de cueca" que han hecho CNN, BBC etc… han agrandado el problema de Egipto?…

Asumiendo que el total de ese 21,2% está contra Moubarack… ¿puede una minoría hacer una revolución? ¿hacer caer a un presidente? ¿qué pasa con el restante 77,8% de la población? ¿tan engrupibles son? ¿no serán los medios responsables de dar una imagen tergiversada de lo que realmente está pasando en Egipto? ¿de verdad la mayoría de los egipcios quieren que Moubarack se vaya o sólo serán los que están en la plaza?

Ustedes me disculparán, tal vez soy una ignorante que no sabe nada de historia ni política; soy una mujer promedio, común y corriente que vive el día a día y según yo, 21,2% no es mayoría en ningún país pero parece que sí lo es para los medios de comunicación.

Ya lo dijo Napoleón "Denme las riendas de la prensa y tendré el poder" (si no fue eso, fue parecido)

martes, 4 de enero de 2011

Susurritos la gallina empalagosa

Susurritos era la gallina más coqueta del gallinero, ella en vez de cacarear en el tono agudo de sus demás compañeras, lo hacía de una forma ronca y suave que volvía loco al gallo de turno. La verdad es que era toda una seductora, además de ese sensual cacarear que la caracterizaba, ella tenía un plumaje brillante que cada mañana demoraba horas en ordenar con su pequeño pico.

Las otras gallinas no querían mucho a Susurritos, digamos la verdad: las otras gallinas la detestaban. Envidiaban cada pluma y cada cacareo suyo, cada mirada que le daba el gallo de turno y cada piropo que recibía de sus admiradores. Las cosas por su nombre: ellas eran unas viejas cluecas de plumas desgreñadas que solo sabían buscar el grano y hablar mal de todo el mundo, y Susurritos era una viva la vida que sabía reírse hasta en las situaciones más peliagudas. Por ejemplo una vez, curiosa como buena mujer, salió del gallinero y se aventuró al mundo y un coche casi la mata: en vez de asustarse le vino la risa floja como decía ella, y cacareaba feliz contando su experiencia y diciendo que era lo más emocionante que le había ocurrido en su vida, que nunca había sentido sus plumas más vivas y que feliz lo repetiría; en otra de sus escapadas al mundo llegó hasta el río, allí nuevamente su curiosidad la llevó a aventurarse más allá de sus habilidades, y terminó de cabeza en el agua aleteando como loca. Cuando finalmente logró llegar a la orilla con la ayuda de su amigo burro que pasaba por allí, su alegre carcajada anunciaba que lo había pasado bomba con ese baño imprevisto.

Era todo un personaje Susurritos. Las gallinas viejas no la entendían mucho, hablaban mal de ella, pero sin ella morían del aburrimiento ¡siempre les daba tema de conversación!

Un día, las puertas del gallinero se abrieron enérgicamente e hizo su aparición un nuevo miembro de ese emplumado vecindario: una nueva gallina había llegado. Era grande, cacareaba poco pero no pasaba desapercibida, y desde el primer momento demostró tener un carácter fuerte que asustó a todos. Casi no hablaba pero hacía notar su presencia de un modo silencioso pero contundente.

Susurritos, que era muy sociable (lo de ser curiosa ya lo hemos dicho), enseguida buscó hacerla sentir parte de la comunidad y saber de su vida. Le habló con su suave voz pero la recién llegada la miró y le dijo en tono seco y cortante “tu cacareo es muy empalagoso, además eres una preguntona”. Se hizo un silencio sepulcral, todas las gallinas dejaron lo que estaban haciendo esperando ver la reacción de Susurritos a quién nunca en su vida nadie le había dicho una sola palabra ofensiva, no porqué no lo pensaran, sino que por temor a su aguda lengua que siempre estaba lista para un enfrentamiento…

-Chulitas a mi...las deshago con mis dulces modales.
-¿Sí? Yo a las choritas me las como con limón.
- ¿Y eso?
- ¿Además de empalagosa tonta? ¿Pero que idioma hablas tú?
- ¡Huy! estamos apañadas… ¡una sudaca!
- Cagamos, una española.
- Mira maja, si tú lo dices, será. No te metas conmigo y yo no me meteré contigo. Vive y deja vivir.
- ¡Chuuuuu! Salió filósofa la empalagosa
- Salió gilipollas la grandota.

Mientras este diálogo se desarrollaba, las otras gallinas estaban silenciosas sin perder detalle del intercambio de palabras ¡primera vez que alguien se atrevía a responderle a Susurritos! y permanecían expectantes esperando ver cuando pasaban de las palabras a los golpes.

-Gilipollas serás tú ¿pero que te has creído maja? ¿Qué no entendería tus insultos? Para que te enteres, de pollita viví en España ¿cómo te quedó el ojo?
- ¿El ojo? ¿Qué le pasa a mi ojo? ¿Se me corrió la pintura?
- Sí serás inocente…
- Pero a ver tía ¿tu de que vas?
- ¿Yo? ¡Ni idea! ¿De pacifista?
- Vamos maja, que si tú vas de pacifista yo voy de monja.
- ¡Monja! jajajajajajaja ¿¡tú monja!? JAJAJAJAJAJA cof cof agh cof

Y la nueva se empezó a poner morada. Fue tal el ataque de risa que le vino al imaginarse a la descocada Susurritos con el negro hábito de monja, que los ojos se le pusieron saltones, la respiración le faltó y las plumas de la cabeza adquirieron un tono lila muy poco sentador. Susurritos no se quedó tranquila, sería una empalagosa, es cierto, pero tenía un corazón de oro y de verdad se angustió al ver como le faltaba el oxígeno a la recién llegada: saltó sobre ella y agitando sus alas empezó a hacer circular el aire mientras bailoteaba sobre la espalda de la asfixiada y dejando de susurrar por una vez en su vida gritaba agitada – respira Biotza ¡respira!- . El resto del gallinero se quedó con el pico abierto mirando todo y sin atinar a hacer nada, eran unas viejas ineptas que sólo servían para el cotilleo.

El susto pasó, Biotza (la nueva se quedó con ese nombre para siempre aunque lo encontró algo empalagoso cuando supo que significaba “corazón” en vasco) recuperó sus colores y Susurritos dejó de gritar.

- OK, ya estoy bien, te puedes bajar de mi espalda
- Ya, ya, no empieces a rabiar de nuevo que ya ves lo que te pasa por meterte conmigo.
- No rabio, sólo digo que te bajes de mi espalda, yo seré grandota pero tú no eres liviana.
- ¿Insinúas algo?
- No, digo lo evidente. Vamos, que ya no eres una polluela de medio kilo.
- ¡Si serás!...
- ¿Sincera? Sí, bastante, aunque más de algún problemilla me ha traído eso de decir las cosas por su nombre.
- No era precisamente sincera la palabra que tenía en mente.
- Da lo mismo, venga, me has salvado la vida, te invito al bar a tomar un pisco sour.
- ¿Y eso que sería?
- ¡Elixir de vida! Tú confía en mí que alguna vez fui tabernera.
- ¡Huy! que confíe e ti me dices ¡si apenas te conozco y más encima solo hemos peleado desde que llegaste al gallinero!
- Nada, será que en el fondo nos parecemos: somos gallinas negras.
- ¿No será ovejas?
- Dime ¿tu cacareas o balas?
- Cacareo, aunque dicen que más bien susurro.
- ¿Ves? Eres gallina, no oveja ¡veo que me tocará explicarte todo!
- Tanto como todo… ¡Vamos! ¡Que tampoco exageres! Te apuesto que no sabes como conquistar un gallo...

Y así se fueron caminando hasta el bar entre cacareo y cacareo, y lo que empezó como una tremenda trifulca terminó en una gran amistad. Eso sí, Susurritos nunca le agarró mucho gusto al pisco sour y siempre prefirió la coca cola.

¡Ah! Y las viejas gallinas se quedaron con las ganas de ver la lucha en el barro que tanto prometía en un principio, y en vez de eso les tocó sufrir las bromas que les gastaban esas dos gallinas negras, que, como bien decía la más vieja del gallinero al hablar de ellas “se juntaron el hambre con las ganas de comer”. Pero eso ya es otra historia…