sábado, 7 de mayo de 2011

Chile, país de cínicos (aquí me cuelgan)

Gran escándalo gran por un instructivo del SERNAM (Servicio Nacional de la Mujer), "¿cómo se les ocurre algo así? ¡discriminación!" gritan y se golpean el pecho los policastros y los "yo quiero figurar"de turno. Yo me agarro la cabeza a dos manos pensando en el doble estandar de este larga y angosta franja de tierra llamada Chile.

El famoso manual, que fue rechazado por "absurdo", decía cosas como:
  • Peinado: el peinado no debe tapar el rostro, más bien debe ayudar a reflejar limpieza, orden y seguridad. En caso de teñirse el pelo se debe procurar que luzca muy limpio.
  • Maquillaje: si bien es parte del sello de cada persona, se recomienda utilizar un maquillaje moderado. Se recomienda eligir colores parecidos a tipo de piel, los labios nunca demasiado rojos (hidrátalos con brillo), ni los ojos demasiado pintados. Se debe parecer natural. Es recomendable trabajar colores más naturales que transmitan expresiones armónicas y luminosas.
  • Vestuario: para que la mujer logre vestirse en forma apropiada, debe reconocer aquellos aspectos que conviene potenciar y aquellos que conviene disimular en su propio cuerpo. De esta manera podrá elegir las prendas que favorezcan una figura armónica y estilizada. (vía Cooperativa)
Seamos sinceros: la pinta importa, el cómo se ve uno importa. Ante dos candidatos con la misma preparación siempre van a elegir al que se vea mejor según los gustos de quién esté a cargo de la selección de personal (recuerden, la belleza es subjetiva); ¿cruel? sin lugar a dudas, pero como bien dice Serrat "Nunca es triste la verdad lo que no tiene es remedio".

No hay comentarios: